La Ansiedad y el CBD ¿Cómo podemos mejorar?

La ansiedad es un estado de tipo fisiológico o psicológico que experimentamos en momentos determinados capaz de afectar la vida diaria de una persona, puede afectar a nuestro comportamiento, a nuestro humor, alterar las emociones y los procesos cognitivos y en casos graves incluso se manifiesta de forma física. En términos generales, se define la ansiedad como un sentimiento de preocupación o miedo, que trae consigo episodios de estrés y una sensación de incomodidad general.

CBD y ansiedad

¿Qué es la Ansiedad?

En situaciones «cotidianas», esta sensación es una consecuencia natural en respuesta a estímulos externos estresantes y a sentimientos negativos, que producen los síntomas mencionados con anterioridad. No obstante, en caos extremos estas sensaciones se vuelven incontrolables, llegando a producir en algunos sujetos episodios de paranoia.

Sobre todo en las culturas occidentales la forma más aceptada de soportar la ansiedad es también la más peligrosa y adictiva. Las fármacos comúnmente conocidos como ansiolíticos. Un porcentaje escandalosamente alto de los pacientes tratados con fármacos como el Prozac, el Valium o el Xanax acaba cayendo en la adicción debido a la sensación de alivio en los síntomas de la ansiedad, este grave problema está siendo aceptado en nuestra sociedad como una consecuencia lógica al tratamiento para evitar estos estados de ánimo tan angustiosos, sentando un precedente tremendamente peligroso y generando tratamientos posteriores para desenganchar a los pacientes del remedio que finalmente es peor que la propia enfermedad.

¿Por qué el CBD es un buen remedio contra la ansiedad?

Basándonos en las propiedades ansiolíticas, calmantes y analgésicas ampliamente demostradas por diferentes estudios, el CBD está consolidado como una sustancia totalmente válida para tratar episodios de ansiedad de diferente índole y gravedad.

Un punto a destacar en favor del CBD frente a sus competidores farmacológicos actualmente disponibles para tratar el TAS, es en primer lugar, la rapidez de absorción por parte de nuestro organismo y la ausencia de efectos secundarios, debido a su origen natural, esto incluye la fase de cultivo, que a través de informes de laboratorios independientes certifica una producción totalmente orgánica y libre de pesticidas. A todo esto, podemos sumar que el uso periódico del CBD, no genera ningún tipo de tolerancia o dependencia en el usuario, independientemente de su edad o de su peso.

Básicamente el funcionamiento del CBD consiste en la reducción de la ansiedad potenciando la señalización a través de los receptores de serotonina, generando una corriente de pensamiento positivo que se suma a un efecto ansiolítico de carácter relajante.

A través del estudio realizado por investigadores brasileños, se han probado los efectos del CBD en personas con síntomas de ansiedad. Como colofón al estudio se recogieron las opiniones de las personas que libremente participaron en dicho estudio y con un escáner cerebral se refrendó de forma inequívoca la autenticidad de los resultados.

Estos probaron que los patrones de flujo sanguíneo cerebral demostraban un efecto anti ansiedad desconocido en cualquier sustancia natural probada hasta la fecha.

El CBD y el aislamiento involuntario que sufrimos

Es prácticamente imposible que no sientas ansiedad al estar en cuarentena, aislado del mundo y teniendo contacto con otras personas únicamente a través de plataformas digitales. Por momentos la sensación de irrealidad sumada a la incertidumbre constantemente trae a tu mente preguntas como, ¿cuánto tiempo estaremos así?, ¿debo cambiar mis hábitos de vida?, ¿cómo me afectará todo esto a nivel laboral si la cuarentena se alarga demasiado?, este tipo de dudas que se instalan en nuestra mente y te acosan de forma recurrente, acaban generando un desgaste anímico que resulta agotador en el mejor de los casos.

Si bien no se pueden manejar todos los malos momentos que todos tenemos a lo largo del día, si que podemos utilizar el CBD como una herramienta válida para cualquiera, su forma de actuar sobre nuestro cuerpo y nuestra mente es igual para todos. Por supuesto hay que destacar que no tiene ningún efecto psicoactivo que en circunstancias como las que estamos viviendo es muy poco recomendable.

Es una gran opción para hacer este calvario más llevadero, cabe destacar que es especialmente útil para las personas que vivimos solas y que nos vemos aún más aislados si cabe, si bien es cierto que la tecnología nos ofrece vías de comunicación para aliviar esta soledad, también tenemos que ser sinceros y reconocer que somos un país de gente social y que necesitamos un contacto mucho más directo que el que nos ofrece un entorno telemático.

El CBD será un buen amigo cada minuto de cada hora de cada día, nuestra recomendación es que al menos le deis una oportunidad, cualquier herramienta que sirva para combatir esta extraña situación para la que no estábamos preparados de antemano, puede ahorrarnos momentos que ninguno de nosotros queremos experimentar. Desde EspacioCBD no podemos asegurar que sea vuestra solución, mentir no está en nuestro manual, pero si que podemos deciros por experiencia propia y ajena, que sorprenderá agradablemente a muchos de vosotros tanto en la ayuda a la hora de conciliar el sueño como en esos momentos que necesitas calmarte, respirar y afrontar todo con ese toque positivo que tanto necesitamos en estos días tan amargos que por desgracia nos ha tocado vivir.

Un saludo y mucho ánimo a tod@s de parte de la familia de EspacioCBD.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *